Contacta con nosotros 986 110 336

coloprocto

Reeducación ano-rectal

Se denomina a los procedimientos utilizados para la normalización de toda la región recto-anal, utilizando para ello técnicas manuales, electroestimulación, biofeedback, manometrías, exploración de reflejos y perfiles anales.
Se utiliza tanto en hombres como en mujer e incluso en niños.

Hay diversas patologías susceptibles a la reeducación ano- rectal:

  • Estreñimientos terminales

De origen anal se corresponde con la incapacidad de poder evacuar las heces debido a un cierre anal, normalmente causado por hipertonías del músculo puborectal. Pudiéndose provocar esta esta hipertonía por un estiramiento anormal durante el parto o bien por malos hábitos al aguantar en exceso la necesidad de evacuar las heces pudiendo ser esta desde las fases infantiles por el miedo al dolor. El dolor también puede venir provocado por el cierre del canal debido a hemorroides, fístulas anales las cuales van a provocar una disinergia durante la defecación, el cual en vez de relajar ese esfínter provocaría su cierre.

  • Incontinencia fecal

Se conocen dos tipos , de origen anal del cual podemos dividir en dos grupos por hipotonía anal o por insuficiencia anal.
Se conoce a la hipotonía anal a la afectación a nivel neurológica afectando al esfínter liso que rodea el canal anal. En algunos casos son provocados desgarros provocados en el parto o bien tras intervenciones quirúrgicas en caso de hemorroides internas por estar estas muy cerca de ese esfínter liso.
En el caso de insuficiencia anal es la falta de tono de esa musculatura estriada que rodea el canal. Pueden estar provocados por partos debido a un sobrestiramiento excesivo o también por desgarros. Y en este caso la intervención quirúrgica en hemorroides externas pueden provocarlo.
Tendremos también las incontinencias de origen rectal las cuales son provocadas por microrectos. Se conoce como microrectos en aquellos casos en los que la capacidad de almacenaje de heces es muy pequeña.

  • Reservorios de sustitución

Aquí podemos actuar en el momento que el especialista decida que ese reservorio puede empezar a estar activo.