Contacta con nosotros 986 110 336

Fisioterapia y Suelo pélvico

Por Mari Paz Rodríguez el 19 noviembre, 2013 en Suelo pélvico
0

¿Qué es eso del suelo pélvico?

Pues bien se encuentra en nuestra zona genital y es el tapiz de nuestros órganos urinarios, sexuales y rectales. La nomenclatura más adecuada no es suelo sino diafragman pélvico porque estamos hablando de dos cúpulas que dan un sostén a todas esas estructuras.

¿Por qué es importante trabajar nuestro diafragma pélvico?

Porque son músculos y como todo los músculos necesitamos ejercitarlos de una forma más o menos especifica para porder prevenir o incluso tratar ciertas disfunciones.

No sólo es una patología relaciona con las personas mayores, pues cada vez más gente joven, se encuentra con pequeños escapes de orina, al practicar algún deporte, estornudar, toser. Y no sólo es un problema femenino, los hombres acuden a consultas de fisioterapia especializada en uro-ginecología, con diversas afectaciones bien por pérdidas de orina tras una intervención quirúrgica, o bien por posibles disfunciones sexuales.

En España es una rama de la fisioterapia poco conocida, pues mucha gente e inclusive muchos médicos, úrologos, matronas, ginecólogos desconocen el como poder tratar desde la fisioterapia diferentes disfunciones. Es cierto, que día a día se empieza a recomendar trabajo y valoración por parte de fisioterapeutas especializados en dichos temas.

En otros países como Francia la fisioterapia uro-ginecológica y la fisioterapia en coloproctología se utiliza, y es muy demanda tanto por los propios profesionales sanitarios como por los propios pacientes.

¿Qué se hace en una sesión de fisioterapia de suelo pélvico?

En la primera sesión, se realiza una entrevista en la cual se expone el motivo de consulta, en algunas ocasiones vienen remitidas por algún servicio médico, pero en otras muchas, es el propio paciente el que demanda dicha consulta. A raíz del motivo, el fisioterapeuta realiza una batería de preguntas, es muy importante, ya que es el primer paso para realizar una buena valoración. En caso de incontinencias, se aconseja realizar, un calendario miccional espaciado en diferentes días para valorar cuando, como y porque son las perdidas.

En esta primera entrevista se intenta enseñar a los pacientes como es su diafragma pélvico, que función tienen dichos músculos y donde se encuentran. Para ello y dependiendo de los medios, se muestran imágenes, modelos anatómicos… Siempre intentando enseñar al paciente la zona que vamos a tratar. Bajo mi punto de vista, es muy importante que el paciente sepa que es su diafragma pélvico, vea en imágenes musculatura, orificios… ya que en muchas ocasiones, es una zona que no solemos observar como por ejemplo un hombro, una espalda.

Después de esto, se les da un consentimiento informado en el cual se explican de forma más detalla las técnicas, y sobre todo que la vía a tratar es intracavitaria a través, de recto o vagina o inclusive ambos. Una vez leído y firmado pasamos a la valoración.

¿Cómo se hace la valoración?

Con la zona descubierta a tratar, se realiza una valoración visual, en la cual se observan diferentes cosas. Cicatrices, color, sensibilidad, hemorroides, etc.. Se valora también la integridad de núcleo central del periné y se observa el tono muscular. Se observa la región abdominal, la estática del paciente y las reacciones que ocurren en nuestro suelo pélvico tras un esfuerzo. Seguido de una valoración intracavitaria en la cual notaremos las posibles disfunciones musculares, adherencias, pequeños prolapsos o inclusive las disinergias o la descoordinación muscular, cuando se pide una contracción del diafragma pélvico.

¿Qué hacemos para tratar?

Pues después de haber valorado todo y tener claro el objetivo a conseguir se trabaja con diferentes técnicas. En muchísimos casos la toma de conciencia de nuestra zona perineal es sumamente importante, ya que más o menos sabemos como contraer dicha zona pero el problema aparece cuando utilizamos otros músculos para provocar la contracción bien sean, los abdominales, los aductores, los glúteos …. Como conseguimos esto, pues con un biofeedback el cual nos dará una información de como se contrae ese suelo pélvico y la fuerza que tiene, con ello valoraremos el tipo de fibras musculares tanto las fibras rápidas como las fibras más lentas o tónicas. De ahí que podamos utilizar ciertas corrientes para estimular o inclusive para enseñar como contraer esos músculos. No podemos olvidar las técnicas manuales, estiramientos, masaje perineal, tratamiento de cicatrices, de puntos gatillos… Todo un amplio abanico de técnicas para normalizar, integrar y corregir dichas disfunciones.

Quedan cosas por explicar pero de una manera sencilla y resumida podría decir que en esto consiste más o menos mi valoración en suelo pélvico. En el tratamiento intento encontrar la manera más eficaz de solucionar dichos problemas pero los pacientes sois mis grandes aliados pues un buen trabajo sólo en clínica no es suficiente es necesario un trabajo diario por vuestra parte.

Lo que bien es cierto es que tanto yo como mis compañeros especializados en suelo pélvico estaremos encantados de poder ayudaros en vuestra recuperación, por ello os recomiendo que no os quedéis con dudas, estoy a vuestra entera disposición para poder solucionar o por lo menos intentar cualquier tipo de duda.

Podéis contactar con innova fisioterapia en nuestra clínica de Vigo en Bouzas o llamando al 986 110 336,

Sobre el autor

Mari Paz RodríguezVer todas las entradas de Mari Paz Rodríguez
Fisioterapeuta especializada en uroginecología, coloproctología y osteopatía estructural.

0 Comentarios

Añadir comentario

Deja un comentario